domingo, 31 de julio de 2011

Muslos y piernas. Ejercicios piernas. Los pies. Las várices.



Los muslos, por su tendencia a engordar, y las piernas, por tener que depilarlas, son áreas críticas de la anatomía femenina.

Cuando hablamos de los muslos, nos referimos a la región ubicada entre las nalgas y las rodillas. Y cuando hablamos de las piernas, estamos haciendo alusión a la parte comprendida entre las rodillas y los pies.

La pierna es el tercer segmento del miembro inferior o pelviano, comprendida entre el muslo y el pie. La pierna se articula con el muslo mediante la rodilla, y con el pie mediante el tobillo.

El muslo es conocido como la región femoral, es el segundo segmento de la extremidad pelviana, situado entre la cintura pelviana por arriba y la pierna por abajo. Muslo y pierna se articulan en la rodilla.

La mejor manera de fortalecer los muslos y piernas es teniendo menos grasa y más músculo. El tono muscular no es más que fuerza y definición. La mejor forma de tonificar los muslos y piernas es realizando ejercicios de resistencia o ejercicios especiales para piernas.


Las grasas que se acumulan en la zona superior de los muslos le restan poder de atracción tanto a éstos como a las nalgas, pues abultan esa área, sacrificando la posible elegancia natural de esta parte del cuerpo femenino. Por consiguiente, realiza diariamente ejercicios para desarrollar y mantener unos músculos firmes y bajos en grasa.

Practicar deportes es una de las mejores maneras de fortalecer las piernas y los muslos y las piernas. El basquetbol, el voleibol, el tenis, el ciclismo, la natación y el trote enriquecerán enormemente tus atractivos físicos.

También la gimnasia y el atletismo, y una actividad que no es considerada deporte, pero que evidentemente ayuda al bienestar corporal: la práctica del yoga. Todo esto te ayudará a mantener un mejor estado de salud, y también a evitar accidentes que suelen ocurrir por no cultivar el desarrollo muscular de las piernas y los pies.
  
Ejercicios piernas

Aprovecha momentos de descanso en tu trabajo para practicar el siguiente ejercicio que fortalecerá tus muslos y tus piernas.

1. Siéntate firme, con la espalda recta y la cabeza mirando al frente.

2. Apoya las manos sobre la silla, toma aire y luego levanta lentamente las piernas, sin doblarlas, hasta que los pies queden a unos centímetros sobre el nivel del piso.

3. Mantén esta posición por  segundos, luego baja las piernas y expulsa el aire. Repítelo diez veces.

Practicando este ejercicio varias veces al día proporcionará una dosis de vigor a las piernas, los muslos y, también al abdomen y a las hombros.

Ejercicios para piernas en casa



Hay muchas actividades que tú puedes hacer para mejorar el contorno de los muslos y las piernas, sin necesidad de acudir a un gimnasio.

1. Al acostarte, ponte boca abajo, apoya los brazos sobre el colchón, levante ligeramente el pecho y mantenga la mirada firme al frente.

2. Dobla las piernas, hasta casi golpear las nalgas y luego estíralas de nuevo. Realiza estos movimientos con agilidad.

3. Repite este ejercicio diez veces, descansa y vuelve a comenzar. Hazlo todas las noches para darle mayor elegancia a tus muslos y piernas.

4. Acuéstate boca arriba doble una de las piernas y eleva la otra, manteniéndola recta, hasta donde resista.

5. Encoje y estira, sucesiva y ágilmente, la pierna elevada, por los menos durante un minuto.

6. Cambia la posición de las piernas y repite el ejercicio. Hazlo varias veces.

Los pies

La causa de muchos accidentes se debe ala fragilidad de los músculos de los pies. Evita convertirte en una de sus víctimas, practicando el siguiente ejercicio que puedes hacerlo al acostarte.

Siéntate en una silla o en el borde de la cama; levanta una de las piernas y mueva la punta del pies hacia arriba y hacia abajo, luego a derecha e izquierda y finalmente trazando círculos.

Cambia de pierna y repite el ejercicio. Procura hacerlo todas las noches; esta es una manera fácil y efectiva de fortalecer tus pies.

Camina con elegancia: Esta es una forma no sólo de transmitir una imagen positiva a los demás, sino también de cuidar el buen aspecto de tus muslos, piernas y pies. Además, evita el riesgo de que la espalda se te curve.

A pesar de que los tacones altos favorecen una imagen elegante, especialmente en mujeres de baja estatura, no son los más recomendables para la salud y la apariencia de tus piernas. Procura usar siempre zapatos cuyo tacón no mida más de cinco centímetros de alto. Son suficientes para su elegancia, y no le hacen daño a tu salud.

Las várices

Éstas constituyen uno de las causas que echan a perder la buena apariencia de tus piernas. Trata de no estar demasiado tiempo de pie, o por lo menos de no estar quieta en el mismo sitio. Camina, aunque sea poco, y dobla sucesivamente las piernas para estimular la circulación de la sangre.

La obesidad es otra de las causas de las várices, procura consumir alimentos con bajo contenido de grasas, azúcares, almidones y condimentos pesados. No ingieras con frecuencia embutidos, da prioridad al consumo de verduras y frutas frescas, especialmente las que ayudan a aclarar la sangre, como la lima.

En los casos en que una mujer descubra las várices cuando éstas se hallan muy desarrolladas, lo mejor es acudir a un profesional de la medicina, quien determinará las medidas más convenientes para controlarlas o erradicarlas. Si este es tu caso, no juegues con tu salud y tu figura: es mejor que consultes tu caso con un médico.

Remedios para várices

Infusión antivárices: Hierve una taza de agua, retírala del fuego y cloca una ramita de ortiga; tapa la taza, espera cinco minutos y luego bebe el contenido. Hazlo tres veces diarias durante dos semanas descansa tres días y luego repite el tratamiento. Es una forma efectiva de contrarrestar la aparición de las dolorosas y antiestéticas várices.

Baños de llantén: Prepara una abundante infusión de llantén, humedece un paño y colócalo, a manera de compresa, en las zonas donde te ha aparecido las várices.

Hazlo diariamente hasta obtener resultados satisfactorios, desde luego no existe ninguna contraindicación para usar al mismo tiempo ambos remedios naturales.

Recuerda que las várices son frecuentes durante el embarazo; por consiguiente, si está entre tus planes tener un hijo, practica bastante deporte y ejercicios que fortalezcan los músculos de tus piernas. Así conseguirás prevenir la formación de várices.

6 comentarios:

Manuel Ocaso dijo... [Responder]

Hola buenos días!

Primero que todo quiero deciros que me encanta vuestro blog. La información es muy interesante y actual. Es por ello que quiero contactar con vosotros, tenéis algún mail de contacto directo? Os dejo mi mail, moseofree@gmail.com espero poder conversar con vosotros. Un saludo,

Manuel.

Anónimo dijo... [Responder]

gracias son muy buenos sus comentarios

Anónimo dijo... [Responder]

gracias por los consejos estas de lujo sigan asi gracias

Anónimo dijo... [Responder]

sus consejos estan excelentes

Sex Shop dijo... [Responder]

Muy buenooooo!!!!!!!!!!!!

Anónimo dijo... [Responder]

Muy buena sus respuesta sobre todo de las varices

Publicar un comentario en la entrada